Últimas Noticias

Preocupados médicos sureños alertan sobre peligrosa recomendación de la alcaldesa de Ponce

23 de abril de 2020 – PONCE, PR – “Es una irresponsabilidad crasa de parte de la Alcaldesa de esta Ciudad tomar en consideración el reabrir el comercio ponceño cuando es de todos conocido que las cifras de contagios por el COVID-19 no han sido consistentes y mucho menos sin tener pruebas suficientes para proteger a nuestra gente”, reaccionó la doctora, Rossana Otaño López, quien fue directora del Cuerpo de Emergencias Médicas de Puerto Rico y actualmente se desempeña como doctora de Sala de Emergencias.

A estas declaraciones se unió el doctor, Frankz A. Hefferfinger, quien es Director Médico de una de las salas de emergencias en un hospital en Ponce; expresando su preocupación en respaldar una decisión que atenta contra la salud pública. “Eso sería apoyar un suicidio teniendo en nuestras manos la verdad para elegir la salvación de cualquier vida. El COVID-19 no es como cualquier virus que se pueda combatir con medicamentos, es sumamente grave y agresivo para cualquier paciente contagiado”, explicó el médico Hefferfinger.

Otro galeno preocupado por la recomendación es el Dr. Ramón Borrero McCormick quien opina que la salud de un pueblo es primordial para poder recuperar nuestra economía.

“La Asociación de Economistas se expresó hoy, insistiendo en que no existen las condiciones, ni de seguridad sanitaria ni del mercado para reabrir la actividad económica en la Isla. Es inaceptable y sumamente preocupante evaluar una posible apertura del comercio local ponceño, cuando ni tan siquiera los ciudadanos han recibido las ayudas económicas prometidas”, enfatizó Borrero McCormick.

Así mismo se expresó la doctora en medicina general, Hilda Orengo, quien además es Directora de Sala de Urgencias del Orengo Medical Building  y dijo:  “De implementarse algo así podríamos tener una segunda ola de contagiados como ha sucedido ya en otros países que han adelantado las decisiones económicas por encima del de la salud, sin lugar a dudas esto complicaría los servicios de salud y lamentablemente podría elevar el número de muertes por contagio”, concluyó Orengo.